El seguro contra todo riesgo es la póliza más completa disponible en el mercado de las aseguradoras de automóviles, pero a su vez puede volverse confusa por las características que posee, además de que cada compañía cuenta con sus propios adicionales personificados para brindarle a los clientes. Para poder establecer los beneficios de contratar un seguro contra todo riesgo, es necesario conocer los aspectos más importantes del mismo.

Contratar una póliza completa tiene como objetivo respaldar tu patrimonio totalmente, para evitar pérdidas importantes que puedan afectarte y mantener, de esta forma el valor completo de tu automóvil. Sin embargo, debes saber que las aseguradoras no ofrecen este tipo de pólizas a todos los vehículos. Una de las principales restricciones son los años de antigüedad del automotor; entre 5 y 7 años suele ser el máximo permitido para ofrecer esta cobertura. Es por ello que se debe tener en cuenta antes de solicitarlo, la antigüedad de tu vehículo y la permitida por la agencia aseguradora.

Está claro que este tipo de coberturas tiene un precio más elevado que las tradicionales; hay que tener claro que el monto depende de varios factores. Entre los más determinantes, se encuentran: el valor del automóvil que posees, la localidad de tu domicilio, la edad del titular, entre otros. Sin embargo es la única que puede asegurarte  de cubrir todo tipo de siniestro.

Reposición de 0 Km

Otra de las ventajas que percibes al contratar uno de los seguros contra todo riesgo es que, si el vehículo es cero kilómetro, la aseguradora repone el 100% del valor durante los dos primero años en caso de hurto o destrucción total. Es decir que si perdes tu auto, durante dos años obtendrás nuevamente un automóvil nuevo.

El nombre contra todo riesgo no es una frase trillada, sino que es exactamente lo que cubre la póliza. Además de cubrir el casco del vehículo, los daños por fenómenos naturales aclarados en el contrato (generalmente el granizo está incluido), los cristales, cerraduras, llantas y daños parciales se incluyen todos los imprevistos que puedan dañar de alguna forma tu auto.

Como dijimos anteriormente, no interesan las condiciones del problema, sino que la empresa se hará cargo. Por ejemplo, en el caso de que se presencie un accidente automovilístico y el otro auto se dé a la fuga o no posea un seguro que cubra su accionar, tu cobertura contra todo riesgo se encargará de reponer los daños percibidos.

Un ejemplo que puede ayudarte a tomar tu decisión es: ¿Qué sucede con daños y accidentes aislados donde solo tu auto se ve involucrado? Aclaramos, que el seguro no cubre solo accidentes en los cuales se vean comprometidos dos o más autos; sino que otro de los beneficios es en accidentes poco comunes como por ejemplo que se caiga una rama o árbol completo sobre el auto, se impacte contra un poste, una pared, embista un animal en la ruta, etc.

Beneficios

Hay ciertos tipos de adicionales que se incluyen dentro de las coberturas todo riesgo, y son particulares de cada aseguradora, pudiendo mencionar algunos ejemplos :

  • Auxilio Mecánico Ilimitado: Servicio de grúa y asistencia en caso de necesitarlo, como ha de ser cambio de llantas, daño en la batería, pérdida de llaves y demás.
  • Entrega y colocación de alarma.
  • Entrega y colocación de localizador satelital.
  • Automóvil de respaldo en caso de robo o destrucción total: Es decir, la aseguradora te brinda un auto para que utilices hasta el momento de reposición de tu vehículo o su reparación.
  • Asistencia al viajero en el caso de un accidente de tránsito.
  • Cobertura en países limítrofes.

Finalmente, el seguro contra todo riesgo es más que recomendable si queres mantener intacto el valor de tu vehículo y preservar de esta forma tu patrimonio, siempre y cuando las características del mismo cumplan con los requisitos solicitados para entregarle ese tipo de póliza. A pesar de que el valor puede ser más elevado que otras coberturas, los beneficios cubren ampliamente los gastos por los servicios brindados.

Te invitamos a cotizar el seguro de tu auto, ingresa a www.smartseguros.com.ar si lo deseas nos podés contactar por whatsapp 011 3870-8647, un asesor te responderá en el momento de 9 a 18 hs de Lunes a Viernes.

Si perdiste o te robaron la licencia de conducir, podes pedir una licencia duplicada para poder volver a circular

Aquí te contamos alguno de los pasos generales si perdiste tu licencia de conducir. Tené en cuenta que los procedimientos pueden llegar a cambiar según el distrito en el que vivas, por lo que te recomendamos verificar según tu domicilio:

¿Cuáles son los requisitos para poder pedir el duplicado de la licencia?

Antes de poder iniciar el trámite de solicitud de duplicado de la licencia, deberás contar con la siguiente documentación:

  • Consultá y resolvé tus Infracciones: Según el Decreto 532/09 Reglamentario de la Ley 13.927, para realizar el trámite no deben tenerse multas ni infracciones pendientes de pago.
  • Sacá un Turno para Renovación de Licencias de conducir por robo o pérdida en tu distrito.
  • Tramitá el Certificado de Antecedentes Penales (solo para licencia profesional – categoría D).
  • Presentá DNI: original y fotocopia.
  • Presentá la denuncia policial del robo o pérdida de tu Licencia.
  • En caso de padecer alguna enfermedad o estar bajo tratamiento médico, traé certificados, informes y/o estudios actualizados de las patologías.
    Si cambiaste tu domicilio deberás complementar la documentación anterior con el certificado de legalidad de la misma que te emitirá el distrito que te emitió la licencia en un principio.

Si residís en Capital Federal, te pedirán además:

  • Realizá la Charla de Renovación obligatoria (Online o presencial).
  • Tramitá el Certificado Nacional de Antecedentes de Tránsito (CENAT).

Un dato importante a tener en cuenta es que toda licencia que se tramite por robo o extravío, se emitirá con las mismas categorías y fecha de vencimiento que la licencia anterior.

¿Cómo pedir un duplicado de la licencia?

Si ya contas con todos los documentos, deberás pedir un turno para gestionar el duplicado de tu licencia. Tene en cuenta que cada distrito tiene su método para solicitar turnos, así que tendrás que verificar según tu localidad, en CABA la solicitud de turno se realiza on-line o llamando al 147, donde te pedirán como requisito adicional que tengas un correo electrónico válido donde te llegará toda la documentación e información que necesitás, además de la fecha límite de pago.

Presentate con la documentación el día del turno y la boletas del trámite a realizar sellados y abonados. En cambio, en Provincia de Buenos Aires te van a dar una boleta y te van a pedir que la abones en un BAPRO.

Acreditado el turno, se chequeará de manera on-line con el Registro Único de Infractores de Tránsito de la Nación (RUIT) para saber si tenés algún impedimento para conducir en alguna jurisdicción.

Por último se tomará de firma digital, fotografía y huella dactilar.

El tiempo aproximado para retirar la licencia duplicada es de 5 días hábiles.

Recaudos a tener en cuenta:

Mientras no tengas licencia, no vas a poder circular. Tené en cuenta que si te detienen por un control vehicular y no tenés tu licencia, te van a multar.

Además, ante cualquier accidente o siniestro, con el registro en la mano podrás reclamar tanto a tu aseguradora como a la del resto de los implicados en el suceso. Por el contrario, sin licencia el panorama es distinto, ya que los involucrados en el siniestro pueden iniciarte acciones legales.

 

  • Te invitamos a cotizar el seguro de tu auto, ingresa a www.smartseguros.com.ar si lo deseas nos podés contactar por whatsapp 011 3870-8647, un asesor te responderá en el momento de 9 a 18 hs de Lunes a Viernes.

Por más de que la realicemos con confianza, conducir es una acción compleja que nos exige mucho más de lo que parece, ya que involucra al conductor psicológica y físicamente. Por ello, el logro de un desempeño correcto no solo depende de las habilidades adquiridas por el conductor para dominar su vehículo en todo momento, y del adecuado estado físico para poder percibir el recorrido, sino que también depende de la experiencia, de la conciencia de los riesgos en el tránsito, y de la madurez y equilibrio emocionales, que harán posible el desarrollo de actitudes y comportamientos seguros. De este modo, podremos conducir seguros ya que sentarse bien evita riesgos.

Por más que nuestro vehículo sea muy cómodo, si nos sentamos al volante de forma incorrecta no será una conducción segura. La posición de conducción es clave para la seguridad, no sólo porque estaremos cómodos, sino que llegaremos correctamente a todos los mandos y podremos reaccionar ante cualquier imprevisto.

En principio, antes de iniciar la marcha debes ajustar la distancia del asiento, la altura, la inclinación del respaldo, el reposacabezas y el volante. Una vez conseguida la distancia óptima del asiento, debes ajustar la altura, detalle fundamental para evitar que las piernas queden demasiado cerca del volante, lo que puede interferir en el manejo. También se recomienda conducir con el asiento lo más bajo posible, ya que la estabilidad es mayor y el conductor se ve menos afectado por los movimientos de la carrocería, siempre dándole prioridad a una buena visibilidad.

La inclinación del respaldo no debe estar demasiado recostada. La postura ideal permite que la espalda quede bien apoyada en el respaldo y con el brazo extendido, la muñeca llegue a apoyar sobre la parte superior del volante. De esta manera los brazos irán ligeramente flexionados para conducir con comodidad y poder maniobrar con garantías.

Sentarse bien evita riesgos, y para conducir seguros debemos también ajustar el volante. Todos los coches llevan ajuste en altura del volante, pero no todos incluyen el ajuste en profundidad, algo muy recomendado para conseguir una posición de conducción óptima. Ten en cuenta que las rodillas no rocen con el volante, y que te permita una buena visualización del cuadro de instrumentos y de la carretera. Las manos deben colocarse en posición ‘diez y diez’ (como si el volante fuese un reloj). Las manos siempre deben de ir sobre el volante, excepto para realizar una maniobra.

El reposacabezas tiene la función de reducir las lesiones de cuello en caso de accidente. Para colocarlo correctamente debe coincidir la parte superior del reposacabezas con la altura de los ojos. A esto debe acompañar la correcta colocación del cinturón de seguridad.

Los espejos retrovisores , tanto los exteriores como el del interior deben colocarse de manera que consigas el mayor campo de visión sin necesidad de mover la cabeza, evitando los ángulos muertos. Sabrás que están bien regulados cuando un vehículo se adelante y lo veas primero por el espejo interior y al desaparecer, aparezca en el retrovisor exterior.

En fin, sentarte correctamente al volante es fundamental tanto para la seguridad de tus movimientos como para no castigar tu físico más de la cuenta.

Algunos tips extra para una conducción segura:

  • Llevar los bolsillos vacíos.
  • Tu espalda debe estar totalmente en contacto con el respaldo del asiento.
  • Comprobar la distancia a la que nos quedan los pedales y mover el asiento hasta que nuestra rodilla quede casi extendida cuando los pisamos a fondo.
  • Los codos deben formar un ángulo para sentarnos correctamente al volante, y los hombros no deben perder contacto con el respaldo.
    Te invitamos a cotizar el seguro de tu auto, ingresa a www.smartseguros.com.ar si lo deseas nos podés contactar por whatsapp 011 3870-8647, un asesor te responderá en el momento de 9 a 18 hs de Lunes a Viernes.

El tránsito ya es parte de la ciudad de Buenos Aires. La Capital Federal tiene un promedio de 6.629 vehículos por kilómetro cuadrado, estadística monstruosa al lado de los 4,99 de todo el país. Qué lugar ocupa en el ranking de las ciudades más congestionadas del mundo

Buenos Aires es la única metrópolis de la Argentina rankeada entre las 403 con mayor colapso en el planeta. La Capital Federal tiene un promedio de 6.629 vehículos por km2, estadística significativa  al lado de los 4,99 de todo el país. Así consta en un informe difundido por la Asociación de Fábricas Argentinas de Componentes (AFAC), con números registrados hasta el 2018.

El colapso de tránsito es parte del inventario de la ciudad de Buenos Aires y a la saturación vehicular ya no sólo se la encuentra camino al centro de la misma, sino que los barrios tienen sus propios ecosistemas caóticos y una dinámica callejera impensada años atrás.

La Capital Federal es un espacio de apenas 202 km2 en el que viven casi 3,2 millones de personas y que cuenta con un parque automotor que supera el 1,3 millón de vehículos. La aritmética confirma entonces la locura que significa manejar allí: hay 6.629 vehículos por cada km2 porteño. Y a ellos se les suman, cada día, los miles que ingresan desde el conurbano.

El peor momento de tránsito porteño se encuentra un viernes a las 18 hs, con un 67% de tiempo extra demandado.

La cifra, infernal, se desprende de un informe realizado por la consultora Promotive, y presentado por la AFAC, y que fuera realizado en base a las estadísticas de 2018 de la Dirección Nacional de los Registros Nacionales de la Propiedad del Automotor y de Créditos Prendarios (DNRPA).

Este documento detalla que el parque automotor de la Argentina, hasta el 31 de diciembre pasado, contaba con 13.950.048 vehículos, contra los 13.302.670 de 2017, lo que indica un crecimiento interanual, en todo el país, de 4,9%.

De esos casi 14 millones de vehículos, el 80% en la zona central del país. Sólo la provincia de Buenos Aires concentra el 37,71% del parque (5.260.000 vehículos). El podio lo completan Córdoba, con el 9,97% (casi 1,4 millón) y CABA, con el 9,6% (1.339.000).

Según los datos de población total en el país, se concluyó que hay 3,15 habitantes por vehículo”

El reporte indica que, hasta 2018, la flota vehicular del país estaba conformada “por un 85,2% de automóviles, 11,2% de comerciales livianos y 3,6% de comerciales pesados, incluyendo camiones y ómnibus, sin considerar acoplados y remolques”. Y que “en base a los datos de población total en el país, se concluyó que hay 3,15 habitantes por vehículo”.

El promedio de 6.629 vehículos por km2 en la Capital Federal es monstruoso respecto de la media en el país, que es de apenas 4,99, ya que los casi 14 millones de unidades se reparten en un territorio de casi 2,8 millones de kilómetros cuadrados.

Respecto de la problemática en Capital, este documento coincide con datos que fueran suministrados por el Banco Mundial sobre las ciudades con mayor congestión de tránsito en el mundo. En su valoración, el organismo multilateral consideró que Buenos Aires “tiene un gran potencial para servir como motor de productividad, especialmente si puede superar obstáculos como la congestión y la fragmentación”.

La comparación con el resto del mundo

Mumbai, de la India, es la ciudad con más caótica en el mundo, que registra un 65% de congestión. La siguen Bogotá (63%) y Lima (58%)

En el reporte del organismo multilateral, con números de 2018, Buenos Aires figuró en el puesto 46 entre más de 400 metrópolis incluidas entre las estadísticas de la empresa Tom Tom, especializada en el desarrollo de tecnología satelital para GPS. Bueno aires tiene, en promedio, un 36% de incremento en los tiempos de tránsito, aunque en horas pico esa cifra se dispara y la demora para llegar a destino se incrementa en un 60%: se suman 18 minutos en un trayecto que, normalmente, debería realizarse en media hora.

Lo curioso, de acuerdo a esta nómina, es que Buenos Aires creció en niveles de colapso de tránsito respecto de 2017, cuando registró un 35% de congestión, pero aun con esa cifra estaba peor rankeada en el mundo (puesto 42).

Según este informe, el peor momento de tránsito porteño se encuentra un viernes a las 18 hs,con un 67% de tiempo extra demandado. En ese nivel promedio está Mumbai, de la India, la ciudad con más caótica en el mundo, que registra un 65% de congestión. La siguen Bogotá (63%) y Lima (58%), las urbes sudamericanas más complejas en términos de densidad vehicular.

La capital argentina tiene, en promedio, un 36% de incremento en los tiempos de tránsito, aunque en horas pico esa cifra se dispara y la demora para llegar a destino se incrementa en un 60%

En este reporte se toma a la Capital Federal en conjunto con el conurbano bonaerense. Así, Buenos Aires integra el listado de mega ciudades, en la que figura número 22. Y es la única metrópolis de la Argentina rankeada entre las 403 con mayor colapso en el planeta.

En este sentido, es dable esperar que las cifras de 2019 puedan ser sensiblemente mejores para la Ciudad, por el beneficio que representan obras de infraestructura como los ya inaugurados Paseo del Bajo, que generó una autopista exclusiva para tránsito pesado paralela a las avenidas Ingeniero Huergo y Eduardo Madero, y el viaducto de la línea Retiro-Tigre del Ferrocarril Mitre, que eliminó ocho pasos a nivel en el barrio de Belgrano. A su vez, la Ciudad y la Nación trabajan en el desarrollo de otros dos viaductos para los ferrocarriles San Martín y Belgrano Sur, que también estarán operativos en el transcurso de este año.

El ránking de las ciudades con tránsito más caótico

1 Mumbai (India) 65%
2 Bogotá (Colombia) 63%
3 Lima (Perú) 58%
4 Nueva Dehli (India) 58%
5 Moscú (Rusia) 56%
6 Estambul (Turquía) 53%
7 Jakarta (Indonesia) 53%
8 Bangkok (Tailandia) 53%
9 México DF (México) 52%
10 Recife (Brasil) 49%

21 San Pablo (Brasil) 42%
24 Los Ángeles (EEUU) 41%
25 Tokio (Japón) 41%
28 Santiago (Chile) 40%
29 Atenas (Grecia) 40%
31 Roma (Italia) 39%
40 Londres (Inglaterra) 37%
41 París (Francia) 36%
46 Buenos Aires (Argentina) 36%

Te invitamos a cotizar el seguro de tu auto, ingresa a www.smartseguros.com.ar si lo deseas nos podés contactar por whatsapp 011 3870-8647, un asesor te responderá en el momento de 9 a 18 hs de Lunes a Viernes.

Los fenómenos meteorológicos propios del invierno exigen conducir con mayor precaución, sobre todo a los que se dirigen a la cordillera o hacia la Patagonia en busca de la nieve, donde la dificultad de sus caminos es aún mayor.

También hay que tomar en cuenta que el vehículo se exige en exceso, no solo por las bajas temperaturas sino también por el lastre del equipaje (vale recordar que es la época donde más ropa se lleva).

Consejos

Antes de comenzar con el itinerario del viaje es necesario verificar el estado general del vehículo: funcionamiento correcto de todas las luces; nivel de los fluidos (líquido refrigerante, de frenos y dirección, limpiaparabrisas y nivel de aceite); presión y profundidad de los neumáticos incluyendo a la rueda de auxilio; y funcionamiento de los frenos, limpiaparabrisas y batería.

A su vez, para no poner en peligro los ocupantes del vehículo ni al resto de los conductores de la vía, es esencial recordar que no es necesario llegar rápido, si no seguro.

Por eso, lo primero que hay que hacer es planificar el recorrido del viaje y averiguar el estado del clima y las condiciones de las rutas que se tomarán.

Además, es imprescindible descansar al menos ocho horas previo al viaje, como también no ingerir alcohol, medicamentos ni alimentos que reduzcan los reflejos durante la conducción.

Por otra parte, es vital tener a mano el matafuego vigente, cargado, y sujeto debajo del asiento para evitar accidentes.

En caso de transportar mascotas, las mismas deben ir sujetas con un arnés o una jaula fija atada con el cinturón, dado que si van sueltas representan un peligro para los ocupantes y para el mismo animal.

Carga del auto

Lo primero que hay que hacer es colocar los elementos más pesados y grandes en el baúl, abajo y al fondo, y acomodar los bultos más pequeños y livianos al costado o sobre las valijas. 

Es importante que esta acción se realice compensando el peso para que el vehículo tenga un comportamiento dinámico neutro.

Aunque atrás no viajen pasajeros es fundamental que todos los cinturones de seguridad estén abrochados. Esto evitará que, ante una maniobra brusca o colisión, el respaldo de las plazas traseras ceda y los objetos golpeen a los ocupantes.

Neumáticos invernales

Una de las cuestiones principales es contar con las cubiertas adecuadas para transitar sobre pisos con baja adherencia. En este sentido se puede optar por utilizar neumáticos de invierno, aptos para el andar sobre todo tipo de caminos siempre y cuando haya una temperatura ambiental inferior a 7°C.

Pero, para quienes solo necesiten una solución temporal frente a nevadas, se pueden adquirir cadenas para la nieve, que garantizan un mayor agarre a la superficie y son fáciles de colocar. Nunca deben quedar sueltas o flojas. Es importante que el uso de cadenas sea solo en caso de nevadas ya que, en caso contrario, pueden perjudicar a los neumáticos y las suspensiones.

Este accesorio se ofrece por juego (dos), y va colocado en las ruedas motrices del vehículo.

Otro accesorio común en estos casos son los clavos. Usualmente se utilizan entre 80 y 100 en cada neumático, y se los debe incrustar con una herramienta especial en pequeños agujeros moldeados en el dibujo del caucho. Los clavos para hielo son fabricados en diferentes tamaños para igualar la diferencia de profundidad en la banda de rodamiento de los neumáticos.

Uso del freno: si se está manejando durante nevadas se recomienda disminuir la velocidad lentamente y siempre con las ruedas rectas. No es aconsejable acelerar ni frenar en las curvas, sino que se debe desacelerar de forma constante y permitir así que el auto vaya perdiendo impulso.

También se sugiere tratar de estacionar sin aplicar el freno de mano, pero sí dejarlo en cambio. Siempre verifique las cantidades sugeridas de anticongelante.

Distancia de seguridad: resulta crucial aumentar la distancia de seguridad con otros vehículos y reducir la velocidad de circulación. En estas situaciones es necesario prestar mayor atención al camino debido a que la baja adherencia es factor de accidentes.

Te invitamos a cotizar el seguro de tu auto, ingresa a www.smartseguros.com.ar si lo deseas nos podés contactar por whatsapp 011 3870-8647, un asesor te responderá en el momento de 9 a 18 hs de Lunes a Viernes.